Consejos prácticos para evitar el estreñimiento en la tercera edad

A medida que los años pasan, es frecuente que el intestino se vuelva perezoso y que esté al borde del estreñimiento. En ciertos casos, una dieta adecuada, junto con remedios caseros, son suficientes para resolver esta situación, pero en otros será necesario consultar con el médico para que prescriba el fármaco adecuado.

Algunos consejos prácticos, en caso de estreñimiento:

Aumentar progresivamente, en cantidad y frecuencia, el consumo de alimentos ricos en fibra: verduras, frutas frescas y secas, legumbres y cereales integrales.

Beber abundante cantidad de líquidos.

Tomas los alimentos o muy fríos o muy calientes para estimular el peristaltismos intestinal.

Prescindir de alimentos ricos en taninos (astringentes): membrillo, pomelo, vino tinto, té, etc.

También es aconsejable probar los siguientes remedios caseros:

Tomar jugo de naranjas, o ciruelas, o frutas secas rehidratadas, siempre en ayunas.

También en ayunas beber café solo, o bien un vaso de agua tibia.

Disponer de un horario fijo para ir al baño y crear un buen hábito intestinal.

Comentarios

Trucos ha dicho que…
Es muy importante que se beba como mínimo 1 litro y medio del agua.
Comer semillas de lino o linaza ayuda mucho, también las bayas de Goji. Algo que es muy típico comer es un kiwi ;-)
marcela ha dicho que…
Hola trucos, muchas gracias por tu aporte es éste y otros comentarios que has hecho, siempre es muy util la informacion que nos brindás. saludos y gracias
Naturalmente ha dicho que…
Hay hierbas usadas en remedios naturales para el estreñimiento que son seleccionadas para promover los movimientos de intestino regulares y la digestión sana. También actúan como tónico del hígado, apoyando el rol de eliminacion de toxinas en la sangre. No todas las hierbas tradicionales son convenientes para uso regular debido a sus efectos purgativos excesivamente fuertes, asegurese que su remedio natural es seguro.
marcela ha dicho que…
Hola naturalmente, en efecto, lo que escribís es muy correcto, siempre hay que tener cuidado con la planta que se consume, y la cantidad de ella que se toma, por eso, ante cualquier duda, lo mejor y más conveniente es consultar con un médico de confianza